Al oído

0
1329
relato erotico humberto

El mar se oía

A lo lejos
Y se adentraba salitroso
En mis oídos
Yo estaba recostado
Sobre el césped
En algún camellón
Transitado
Del DeEfe
De repente un colibrí
Se posó en mi sueño
Sonreí
Y aleteando me alejé
Del ruido
Del tráfico
Del DeEfe
Abrí los ojos y te vi desnuda
Adentrándote en el mar
Ese mar
Que salitroso seguía
Rum
Rum
Rum
Susurrándome poemas
Al oído

Humberto González Ortiz©

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here