Nuevo año, nuevas masculinidades. ¿Qué relación tienen los hombres con el sexo?

0
354
  • Las nuevas masculinidades rompen las barreras de los estereotipos tradicionales, pueden afectar en cómo viven la sexualidad los hombres, impidiéndoles disfrutar al máximo de ella.
  • Cada vez hay más apertura en el ámbito sexual, y los hombres se animan a probar juguetes sexuales con el propósito de aprender sobre su propio cuerpo.

El cambio de año significa para muchos y muchas el comienzo de algo nuevo. Con los propósitos de cada enero, la mayoría busca ser la mejor versión de sí mismo, cambiando actitudes para crecer y mejorar como personas. En este contexto, desde amantis, la tienda erótica que ayuda a los españoles a conectar con su sexualidad, 2023 viene acompañado de la revolución de las nuevas masculinidades.

La sexualidad es una parte muy importante de la naturaleza humana, sin embargo, todavía es muy difícil poder disfrutarla sin las exigencias, presiones y prejuicios de la sociedad tradicional, que aún puede ser muy conservadora en estas conversaciones.

Los hombres, debido a estas imposiciones, suelen sentirse más intimidados a la hora de experimentar, especialmente en los círculos más normativos. Este es un hecho que se ve en la frecuencia con que acuden a las tiendas eróticas, ocupando un porcentaje mucho más bajo que el de las mujeres, si bien es cierto que la cifra va creciendo.

Cristóbal Icaza, CEO de amantis.

Qué son las nuevas masculinidades

Desde que nacemos, recibimos una educación que cambia dependiendo del género que se nos asigna. Se nos enseñan los roles de género, a los que tenderemos a adaptarnos para sobrevivir en la sociedad y ser parte de los grupos sociales.

Los roles de género asignados a los hombres están basados en la idea de una masculinidad hegemónica, protectora, fuerte y abastecedora. Estos estereotipos conllevan unas actitudes que pueden ser insanas y tóxicas en sus relaciones con los demás, pero también para sí mismos. Esta idea de fuerza y protección evita que los hombres puedan verse vulnerables y sensibles y que eviten, incluso trabajar, sobre sí mismos y sus necesidades.

Las nuevas masculinidades proponen un replanteamiento de esas ideas tradicionales de una masculinidad única y hegemónica que no se adapta a las distintas realidades y necesidades de los hombres. Esto, además, puede propiciar actitudes poco empáticas.

Por ello las nuevas masculinidades son revolucionarias, ya que luchan contra esa herencia desde la empatía y el autoconocimiento. De hecho, una de las bases para ello es perder el miedo a la experimentación con el propio cuerpo y la sexualidad, atreviéndose a hacer y probar cosas nuevas.  

En los últimos años estamos viendo una revolución sexual que ha puesto el foco en el placer femenino, pero hemos notado este 2022 un aumento de un 50% del interés en los juguetes masculinos.

Amantis

Juguetes eróticos y experimentación

Aunque en el imaginario colectivo los hombres están más relacionados con el sexo y suelen hablar más de ello, especialmente entre bromas, la realidad es que tradicionalmente han sido más reacios a la experimentación, especialmente en cuanto a juguetes eróticos se refiere.

A pesar de ello, cada vez aumentan más los productos eróticos en los cajones de los españoles, que poco a poco van siendo conscientes de la importancia que tiene la experimentación y la exploración de la propia sexualidad. Esto va de la mano de las novedades que se van ofreciendo por parte de los profesionales del sector, que tiene en cuenta los gustos y necesidades de todo tipo de persona.

Tradicionalmente los juguetes eróticos para hombres se basaban en plugs anales y masturbadores de silicona en forma de partes del cuerpo de mujeres. En la actualidad, hay vibradores masculinos y estimuladores de testículos como NIDO, que es perfecto para descubrir y explorar esos puntos de estimulación estratégicos y probar en todas las zonas erógenas. También encuentran opciones como DOLCE GOSTO, una cápsula vibradora para estimulación del glande o los testículos. Su parte interna está cubierta de unos pequeños filamentos para que todas las partes de esa zona sean estimuladas.

La educación heteronormativa y patriarcal que nuestra sociedad imparte, ha mostrado a los hombres un modelo relacional en el que deben ser los proveedores de placer a sus parejas cuando estas son mujeres.

Debido a esto, seguimos viendo un elevado número de hombres que centran el placer en los genitales, especialmente en sus penes.

Alba Povedano

«Este ‘falocentrismo’ hace que piensen que, al añadir un juguete sexual a la ecuación, queda fuera su pene o sus capacidades de dar placer, haciéndolos de menos. Por ello es muy importante que entendamos los juguetes como complementos o herramientas que pueden aportar a nuestras relaciones sexuales, y no como sustitutos de nada ni nadie”, concluye Alba Povedano, sexóloga de amantis.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here